Colaboramos en Citruspack un proyecto para buscar alternativas a los envases de plástico

Laura Rodriguez, Directora de Programa MSC en España y Portugal Mares Para Siempre / MSC

Participamos en el proyecto de innovación internacional para el desarrollo de envases alternativos al plástico Citruspack. El proyecto, que durará hasta junio de 2020, tiene como objetivo demostrar que la sostenibilidad y la eficiencia pueden aplicarse a las prácticas agrícolas e industriales investigando e impulsando el potencial de los residuos mediante su valorización en una serie de nuevas cadenas de valor.

Las investigaciones se centran en la elaboración de una botella para zumo, y otras bebidas naturales, y un recipiente para cosméticos, ambos fabricados con bioplásticos y reforzados con fibras naturales procedentes de la piel de la fruta. Además de tener un origen biobasado y de ser respetuosas con el medio ambiente, las botellas deben cumplir con requerimientos técnicos muy exigentes. Los residuos procedentes de la transformación son utilizados como aditivos naturales para el refuerzo de botellas y envases de polímeros 100% biobasados, renovables y compostables, cuyo origen es almidón de patata y fibra de naranja procedente del exprimido del zumo. Además, se completa el ciclo utilizando estos ingredientes en la composición de los cosméticos. De esta forma se pretende revalorizar hasta un 80% de las materias primas usadas en el proceso de transformación.

Otro de los fines de Citruspack es reducir el desperdicio de alimentos con procesos de transformación de alimentos más sostenibles y la obtención de una validación completa y aprobación de prueba previa para cuantificar la aceptación del mercado a través de la experiencia del consumidor. Por ello, testaremos entre sus clientes las muestras de los envases producidos en este proyecto.

Con la colaboración en este proyecto no solo respondemos al compromiso de ecodiseñar el 100% de los envases de marca propia, con el resultado de reducir un 20% el plástico de un solo uso utilizado, sino también orientamos nuestros procesos hacia el ‘Desperdicio 0’ y a los principios de economía circular.

El proyecto Citruspack está coordinado por el centro tecnológico Aitiip de Zaragoza. Además la nuestra, cuenta con la colaboración de AMC Innova Juice and Drinks S. L. (España), división científica de AMC Natural Drinks (empresa ganadora del Premio Nacional de Innovación); la empresa especializada en construcción y el funcionamiento de plantas de biometanización OWS Nv (Bélgica); la asociación de empresas para el desarrollo de plásticos Plastipolis (Francia) y el centro tecnológico TECOS (Eslovenia).

Citruspack forma parte del programa LIFE, que es el instrumento financiero de la Unión Europea dedicado exclusivamente al medio ambiente. Su objetivo general para el periodo 2004-2020 es contribuir al desarrollo sostenible y al logro de los objetivos y metas de la Estrategia Europa 2020 y las estrategias y planes pertinentes de la Unión sobre medio ambiente y clima.

Compromiso con el medio ambiente

Trabajamos para mantenernos en el grupo líder del sector en la reducción del impacto ambiental del plástico. Su objetivo es alcanzar para 2025 una reducción de al menos el 20% de las toneladas de plásticos de un solo uso de sus envases.

Para alcanzar dicho propósito, hemos puesto en marcha diversas medidas. Así, permitimos al consumidor el uso de sus propios envases reutilizables, como fiambreras o táperes, en las secciones de carnicería y pescadería.

Recientemente hemos incorporado una nueva bolsa de malla reutilizable como alternativa a la bolsa de plástico de un solo uso para la compra de fruta y verdura a granel en su compromiso de facilitar que el consumidor pueda adoptar patrones de consumo más sostenibles. Asimismo, a comienzos de 2019 implantamos una gama amplia de soluciones sostenibles para sustituir la bolsa de compra de plástico convencional. Así, introdujimos una nueva bolsa de papel con el sello FSC® mixto (Forest Stewardship Council), certificación que acredita que la fibra del papel proviene de bosques gestionados de forma sostenible o de material reciclado, y es 100% reciclable; otra bolsa compostable, fabricada con materiales de origen vegetal renovable y que se puede reutilizar como bolsa de basura para la fracción orgánica; y también una bolsa reutilizable de plástico, 100% reciclable y cuya materia prima es plástico reciclado al menos en un 55%.

Además, también como parte de nuestra estrategia para luchar contra la contaminación por plásticos, mantenemos el compromiso de ecodiseñar el 100% de nuestros envases para 2025 con el fin de que sean 100% reciclables, eliminar el sobreenvasado y potenciar el uso de materiales reciclados y de origen renovable.

Somos una cooperativa fuertemente comprometida con el respeto al medio ambiente y para ello desarrollamos diversas iniciativas que tienen como objetivo minimizar el impacto de nuestra actividad en el entorno en el que operamos. El uso sostenible de los recursos, la reducción de nuestra huella ambiental, la gestión de residuos siguiendo un modelo de economía circular, la preservación de la biodiversidad… son imperativos ineludibles que recogemos en EROSKI desde nuestros renovados Compromisos en Salud y Sostenibilidad, que presentamos el pasado año y en los que también se enmarcan las nuevas soluciones de bolsas de la compra más sostenibles.

EROSKI hace uso de cookies propias y de terceros. Si acepta expresamente nuestra política de cookies o continúa navegando por distintas páginas, accediendo a diferentes áreas y menús, mediante esa acción afirmativa acepta su instalación y uso. Para obtener más información haz click aquí.

Cerrar aviso de cookies