3 beneficios que obtienes al incluir las carnes blancas en tu dieta

Laura Rodriguez, Directora de Programa MSC en España y Portugal Mares Para Siempre / MSC

Ricas en vitamina B12 y con un alto contenido en proteínas de buena calidad, las carnes blancas resultan deliciosas en cualquier plato y son estupendas en la dieta de toda la familia. Pollo, pavo o conejo… ¿Cuánta cantidad debemos comer? ¿Qué cortes son más o menos grasos? ¿En qué se diferencia de la carne roja o de otras carnes procesadas?

Sabemos que hay carne roja y carne blanca. La OMS considera que las de ternera, vaca, buey, toro, caballo, cordero, cabra y, también la de cerdo, son rojas. En cuanto a la blanca, es la que procede de aves de corral, además de la carne de conejo.

En pleno debate sobre qué tipo y cuánta carne se recomienda comer, se cuelan las opciones de pollo, pavo o conejo. Tres alternativas saludables, fáciles de digerir y muy versátiles en la cocina. Elegir una u otra siempre será un acierto.

¿Cuánta carne blanca se recomienda comer?

Se recomienda incluir en la dieta de toda la familia un máximo de 2-4 veces por semana. La clave reside en la variedad y alternar el consumo de pavo, pollo y conejo con el de pescado, huevos y legumbres.

#ConsejoEROSKI: Preparar un bocata para tu peque con pechuga de pollo a la plancha, siempre será una alternativa más saludable que hacerlo con productos loncheados de pavo o pollo.

En cualquier caso, en la charcutería sigue las indicaciones de Nutriscore para escoger las mejores opciones: las que contengan una mayor proporción de carne y una menor de sal.

Pechiga de pavo baja en sal EROSKI
Pechuga de pavo en lonchas EROSKI

Tipos y cortes de carne blanca

La característica nutritiva principal de las carnes blancas es su bajo aporte en grasas saturadas respecto al resto de carnes, pero teniendo en consideración que hay partes más grasas que otras. Y es que el aporte de grasa varía según el corte que se consuma; ¡hay piezas tienen hasta más grasa que algunas carnes rojas! ¿Sabías que, entre los cortes, las pechugas y muslos o jamoncitos (parte baja de la pata) son las más magras y las alitas y contramuslos las más grasas?

Siempre que sea posible, mejor si el pollo y el pavo son de corral y criados al aire libre. Y el conejo, que haya seguido una alimentación 100% vegetal y de forma sostenible como nuestro conejo Eroski Natur.

Aquí te damos una pequeña guía de los principales cortes de estas carnes blancas:

  • Pollo: en pechugas fileteadas o enteras, solomillos, alas enteras o partidas, muslos deshuesados o fileteados (ideales para los peques), delicias, contramuslos, traseros.
    – Menudos. Son las partes como el cuello, el hígado, la cresta, etc. Se les suele retirar la piel completamente y se usan para cocinar fondos, normalmente.
    – Cuartos delanteros: pechugas o alas. Se utilizan para freír, asar, cocinar arroces, fondos…
    – Cuartos traseros. Son las partes inferiores del pollo, de las más sabrosas:
         · Muslos. Se les suele llamar jamoncitos. Ideales para cocinar enteros, al horno, salteados, con arroz…
         · Contramuslos. Están unidos a los muslos pero se suelen separar para cocinar.

 

Contramuslos de pollo Reyno Gourmet EROSKI Natur
Muslos de pollo EROSKI NATUR
Alas enteras sin punta de pollo campero EROSKI Natur
Alas de pollo adobadas tradicional EROSKI

 

#Consejo-Eroski: En vez de freír las alas, cocínalas al horno. ¡Están igual de sabrosas! Y eliminarás muchas calorías y grasa saturada si quitas la piel del pollo -que es la parte más grasa-, en cualquiera de sus cortes.

  • Pavo: en filetes, solomillos, medallones, contramuslos. Los muslos o contramuslos y las alas son las partes más jugosas del pavo.
    – Muslos o jamoncitos: es la parte baja de la pierna, presenta un color más rojizo y su carne es más jugosa.
    – Contramuslos: de esta parte procede el secreto de pavo, un filete sin hueso ni piel, ideal para la plancha o parrilla, así como la chuleta de pavo natural.
Chuleta pavo al ajillo EROSKI
  • Conejo: entero, en chuletillas, paletillas, lomos, costilla. La carne de conejo es una de las que menos grasa contiene y que más proteínas y vitaminas B3, B6 y B12 aporta, lo que influye positivamente en el crecimiento y desarrollo normales de los huesos en los niños.
    – Muslos: es la parte más magra, un bocado muy fino, que se encuentra en la parte posterior.
    – Paletilla: está junto a las costillas y es ideal para guisar, freír o para una barbacoa.
    – Lomo: en la parte de arriba de los muslos, es una carne muy tierna.

 

Ternura de conejo EUSKAL UNTXIA EROSKI Natur
Chuletitas de conejo EUSKAL UNTXIA
Lomos deshuesado conejo EUSKAL UNTXIA
Conejo entero Euskal Untxia EROSKI Natur

 

– Filetes: se obtienen al deshuesar el lomo. Son porciones pequeñas, fáciles de cocinar.
– Costillar: está antes del lomo, no tiene mucha carne pero da mucho sabor a guisos y arroces.
– Cabeza: tiene poca carne pero añade sabor a los guisos.

 

Cortes del pollo
Cortes del conejo
Cortes del pavo

 

Tus platos de pollo, pavo o conejo, siempre jugosos

Podemos cocinar las carnes blancas de muchas maneras, pero las más saludables serán siempre aquellas que nos permitan conservar todas sus propiedades: en estofado o guisado, salteado, a la plancha, escalfado, al vapor, al horno…

El conejo gana en presencia y sabor cuando se cocina estofado o guisado, pero se puede utilizar en multitud de platos. Puedes probar y sustituir la carne de ave por la de conejo en casi cualquier receta. Se le puede sacar mucho partido y va bien en croquetas, canelones, empanadas, pimientos rellenos, ensaladas o como hamburguesa para los más peques de la casa.

Si además quieres aportar un extra de jugosidad en tus elaboraciones, sigue estos sencillos tips:

  • Multiplica el sabor de tus carnes blancas con marinados o adobo, una sencilla mezcla de sal, aceite, un toque ácido (vinagre, cítricos…) hierbas y especias:
    – Con un toque exótico: aceite, especias y curry.
    – Un poco picante: con ajo, mostaza de Dijon y zumo de limón.
    – Para todos: con zumo de limón, ajo, aceite, sal y pimienta.

 

Marinados de pollo

 

  • Ablanda las pechugas en leche para triunfar con los más peques, las dejarás más suaves y tiernas.
  • Puedes secar la carne con un papel de cocina para conseguir que quede crujiente por fuera y tierna por dentro.
  • Este tipo de carnes deben cocinarse muy bien, no pueden estar crudas. Si tienes un termómetro, comprueba que el centro del alimento alcance los 65 grados.

Acompaña siempre con guarniciones saludables, las verduras que más te gusten, una ensalada, arroz integral, cuscús o quinoa. Si tienes en casa algún tomate muy maduro o restos de frutos secos, anímate y versiona la salsa romesco. Solo es necesario asar los tomates, los ajos y triturar con avellanas, almendras, pan, aceite de oliva y un chorrito de vinagre de jerez.

En general, lo más importante es acompañar el pollo, pavo o conejo para elaborar un plato completo y equilibrado, por ejemplo, completándolos con una guarnición de verduras o con cereales integrales (pasta, arroz, cuscús…) o legumbres.

 

¡Ponte el delantal!

¿Quieres un poquito de inspiración para preparar nuevos platos con carnes blancas y sorprender en casa?

La carne de cerdo, ¿es blanca o roja?

Según la OMS, la carne de cerdo está definida como carne roja. Sin embargo, hay factores que condicionan su clasificación dentro de la variedad de la carne, dependiendo de la edad del animal, la alimentación que haya recibido y, cuando el animal es adulto, de la pieza a degustar. Así, el solomillo de un cerdo adulto se considera carne roja pero el lomo sería carne blanca. Mientras que la carne que procede de un cerdo joven o un lechón se considera blanca porque tiene un menor contenido de hierro en su composición que la roja.

La recomendación general es consumir siempre los productos lo más frescos posible, ya sean de carne blanca, roja o de cerdo. Pero encontrarás también otro tipo de procesados como las salchichas y hamburguesas; cuyo consumo debe ser moderado y mejor elegirlos de los elaborados frescos de carnicería, que pueden ser de carne de vacuno, cerdo, pollo o pavo.

Salchicha de pavo y pollo SELEQTIA

O también puedes hacer unas hamburguesas caseras. ¿Has probado nuestra receta de hamburguesa de pollo y espinacas con chips de boniato y espinacas?

 

Carnes procedentes de animales con sello Welfair de Bienestar animal. La decisión está en tu plato  😊

En Eroski creemos que un modelo de crianza basado en el bienestar está bien. Tener una buena alimentación, buen alojamiento, buena salud y una buena relación, está bien. Por eso, toda la carne de pavo, pollo y conejo de nuestras tiendas tiene el sello Welfair de Bienestar Animal, que garantiza que los animales han sido criados en buenas condiciones, que han recibido una buena alimentación, en un espacio confortable con facilidad de movimiento, con ausencia de heridas o enfermedades…

Además de estas carnes, todos nuestros productos de cerdo y Ternasco de Aragón, así como la leche local del País Vasco, Navarra, Galicia y Baleares cuentan con este distintivo.